CIUDADES PIDEN LA DESTITUCIÓN DE DONALD TRUMP

0
134

YA SON 10 GOBIERNOS LOCALES LOS QUE ESTÁN PIDIENDO AL CONGRESO QUE INICIE EL PROCESO DE DESTITUCIÓN

A pesar que el Congreso no pone en marcha el proceso de destitución contra Donald Trump, un número creciente de ciudades en EEUU está tratando de empujar a sus representantes en Washington en esa dirección.

La ciudad de Brookline, en Massachusetts, se ha convertido en la décima localidad en pedir la destitución de Donald Trump.

La resolución presentada por los residentes Lisa Kolarik y Alexandra Borns-Weil, pasó recientemente en el consejo de Brookline, una ciudad de aproximadamente 60.000 personas. La ordenanza pide a sus representantes en el Congreso que examinen el proceso de acusación y apoyen una investigación legal al presidente.

Cambridge, Amherst, Pelham y Leverett son las otras ciudades en Massachusetts, un estado mayoritariamente demócrata. A la lista se une Los Angeles, Berkeley, Richmond y Alameda en California.

En Chicago por lo menos 32 miembros del ayuntamiento han presentado una resolución de investigación de acusación, pero aún está en proceso de ser sometida a votación.

“Donald Trump es un racista, un fanático y un misógino, y está intentando promulgar políticas alrededor de sus creencias. Pero no es por eso que introduje la resolución … [Trump] continúa obstruyendo la investigación sobre la influencia rusa sobre su administración, en sus tratos comerciales, y la presunta complicidad durante las elecciones de 2016 “, dijo Ameya Pawar concejal de Chicago a Politico .

Los gobiernos locales no pueden iniciar el proceso legal para la destitución de presidente. Ese poder recae únicamente en la Cámara de Representantes en Washington, razón por la cual se están cerrando filas para presionar a sus representantes en Washington.

Con una elección que se avecina en 2018, el efecto de este tipo de ordenanzas podría mandar un claro mensaje a los distintos distritos donde las elecciones al congreso serán bien apretadas.

Para Ron Fein, director legal de Free Speech For People, la organización sin fines de lucro detrás impeachdonaldtrumpnow.org, lo que está ocurriendo es una “señal poderosa” para lo que los congresistas en los distritos sientan la presión de sus votantes antes de las elecciones del próximo año.

La campaña de destitución es un llamamiento no partidista a la acción por violaciones graves a la Constitución por parte del presidente. “Los miembros del Congreso deben dejar a un lado las diferencias partidistas, poner el país antes del partido y hacer que el presidente responda por sus acciones”. dijo Fein en entrevista a The Independent.

“Estas resoluciones locales son sólo el comienzo de una ola nacional”. concluyó

*
Fuente:La Opinion

Comentarios

comments

Compartir