CLINTON: SERÍA “UN ERROR HISTÓRICO” VOTAR POR TRUMP EN NOVIEMBRE

0
203
HILLARY CLINTON ATACÓ DURAMENTE LA PLATAFORMA POLÍTICA DE TRUMP

WASHINGTON.- Si gana el virtual candidato presidencial republicano, Donald Trump, eso sería “un error histórico” porque no está apto para la presidencia y sus ideas en política exterior son “extrañas” e “incoherentes”, advirtió este jueves su rival demócrata, Hillary Clinton.

En vísperas de las primarias en California y otros seis estados el martes próximo, Clinton ofreció hoy un discurso en San Diego que supone uno de los ataques más agudos contra Trump, quien sigue causando recelos en sus propio partido.

Trump tiene un temperamento voluble y, puestos en una crisis internacional, no es un líder al que se le puedan confiar los códigos nucleares de EEUU, señaló Clinton, quien calificó sus ideas en política exterior como “peligrosamente incoherentes”.

El magnate inmobiliario, que se encuentra en un empate técnico con Clinton en las encuestas, ha logrado extraoficialmente la nominación presidencial republicana al alcanzar y sobrepasar los 1,237 delegados necesarios.

Su ascenso en las encuestas y en las primarias desde que lanzó su candidatura hace un año ha roto los esquemas de la historia electoral en EEUU, ya que, sin tener experiencia política, superó con creces las expectativas de quienes siempre lo subestimaron.

Su “doctrina” abarca ideas populistas para la política interna, y un recetario aislacionista en política exterior que incluye una moratoria a la entrada a EEUU de inmigrantes musulmanes; el uso de la tortura contra terroristas; la renegociación de acuerdos como el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica (NAFTA, en inglés); un reducido papel de la organización de defensa trasatlántica OTAN, y la deportación de toda la población indocumentada.

“Ni siquiera son ideas, son solo una serie de broncas extrañas, peleas personales y rotundas mentiras”, argumentó Clinton, ridiculizando la idea de construir un muro a lo largo de la frontera con México.

“¿Por qué quisiera él (Trump) convertir a México en un enemigo?”, dijo Clinton, al destacar las relaciones de EEUU con México y Canadá.

Como ya había adelantado su campaña, Clinton dijo que una victoria de Trump en las urnas ahuyentará a los aliados de EEUU y envalentonará a sus enemigos, como el grupo extremista islámico ISIS.

Haciéndose eco de recientes declaraciones del presidente Barack Obama contra Trump, Clinton señaló que, contrario al programa televisivo “The Apprentice”, que condujo Trump durante años, la contienda no es un programa de televisión.

En ese sentido, Clinton atacó la inexperiencia de Trump en la arena internacional, y advirtió de que “si Donald se sale con la suya, (los líderes de Rusia y China) estarán celebrando en el Kremlin”.

Los demócratas contra Trump
En paralelo, Obama puso su grano de arena al insistir en un discurso en Colorado en que los votantes no pueden “ceder al aislacionismo” ni a las otras propuestas de Trump, porque a EEUU le corresponde liderar y colaborar con sus socios “por la seguridad, prosperidad y justicia” en el mundo.

Desde el Comité Nacional Demócrata, el director de comunicaciones del partido, Luis Miranda, se mofó del viaje que Trump realizará a Londres próximamente, y resumió su “impredecible” política exterior como una en la que “se dispara primero y después se dialoga”.

Trump “se toma como una broma” las consecuencias graves que puede tener la política exterior de EEUU, lo que indica que “no tiene ni el juicio ni el temperamento para ser comandante en jefe”, advirtió Miranda.

Trump contraataca
Por su parte, adelantándose al discurso de Clinton, el empresario neoyorquino hizo lo que siempre ha hecho con todos sus rivales en la contienda: recurrió a Twitter para atacarla, con mote incluido.

“Con toda la experiencia en política exterior de la corrupta Hillary Clinton, ha cometido tantos errores—y estoy hablando de verdaderos monstruos”, afirmó Trump, al opinar que “ni siquiera parece presidencial”.

En un programa de la cadena Fox, uno de sus hijos, Eric, se sumó al contraataque e invitó a los votantes a que vean una película sobre el ataque al consulado estadounidense en la ciudad libia de Bengazi, donde murieron cuatro diplomáticos, incluyendo el embajador de EEUU.

El incidente, que ocurrió en 2012 cuando Clinton aún era la secretaria de Estado, ha sido blanco de investigaciones, audiencias y ataques de los conservadores.

En declaraciones a este diario, el analista político Geoffrey Skelley, de la Universidad de Virginia, dijo hoy que muchos conservadores han expresado abiertamente su desdén hacia Trump y la consternación es tal que estarán dispuestos a taparse la nariz y votar por una demócrata.

“Lo ven como una amenaza para la seguridad de la nación y su lugar como superpotencia mundial”, dijo.

“Por supuesto que, aparte de sus ideas aislacionistas, les preocupa que lo ven como una persona inestable e impredecible, y por lo tanto no puede ser comandante en jefe… algunos de estos individuos han dejado en claro que piensan votar por Clinton aunque sea demócrata”, advirtió Skelley.

*
Fuente:La Opinion

Comentarios

comments

Compartir