Con la debacle de México, ¿es Estados Unidos nuevamente el Gigante de CONCACAF?

0
193
Landon Donovan había dicho que México era nuevamente el Gigante de CONCACAF… Pero ahora, la situación cambia completamente.

La década de los 90 fue una era en la que México experimentó luz y oscuridad en sus partidos contra Estados Unidos. El dominio frente a las Barras y las Estrellas tocó su techo en la final de la Copa Oro de 1993 cuando el Tri goleaba 4-0 a su gran rival en un colmado estadio azteca con la imborrable imagen del ex Presidente Carlos Salinas de Gortari ondeando la bandera de México en uno de los palcos del coloso.

Pero el fútbol fue acortando distancias y lo que antes era ganar y golear a Estados Unidos comenzó en una transformación que llevó al Tri a sufrir una derrota tras otra.

Con la aparición de Landon Donovan, Estados Unidos dio un vuelco a la historia y México pasó de sometedor a sometido. La madrugada de 17 de junio de 2002 en la Copa del Mundo de Japón-Corea del Sur, el mito del ‘Gigante de la CONCACAF’ se derrumbó por completo con la derrota por 2-0 ante la escuadra de las Barras y las Estrellas. El Tri dejaba de ser el dominador del área ante la incredulidad de su afición.

Lo que siguió a aquella derrota fue un juego de serpientes y escaleras donde un día ganaba México y el otro Estados Unidos. Pero si un equipo solía dominar aquellos dados, ese era el cuadro estadounidense.

Todo inicio tiene un final, y los buenos aires estadounidenses se fueron consumiendo cuando los inviernos le llegaron a la carrera de Donovan. Sin el ‘Capitán América’, el Tri volvió a ganar terreno en el área y a convertirse en el dominador de los partidos ante las Barras y las Estellas.

Bien es sabida la mala relación entre Landon Donovan y el actual técnico de Estados Unidos, el alemán Jürgen Klinsmann, así que tras la derrota estadounidense por 3-2 ante México que dio a los aztecas el pase a la Copa Confederaciones de Rusia, las críticas del exjugador arreciaron contra el entrenador teutón.

Previo al inicio de Copa América Centenario, Landon Donovan: (México) Ya lo demostró al ganar el pase a la Copa Confederaciones (ser nuevamente el Gigante de la CONCACAF) mientras que Estados Unidos quedó en cuarta posición en la pasada Copa Oro”.

Ser el ‘Gigante de la CONCACAF’ se ha convertido en una lucha absurda plagada de ego pues la región es una de las zonas más pobres en cuanto a nivel futbolístico, sin embargo, el honor que conlleva el mote significa una pelea entre mexicanos y estadounidenses.

Con el papelón de México ante Chile y su consiguiente eliminación de la Copa, Estados Unidos se convierte en la única selección de CONCACAF que sigue con vida en el torneo centenario.

Si bien el nivel del equipo de Klinsmann ha dejado mucho que desear y las posibilidades de eliminar a Argentina parecen mínimas, el cuadro estadounidense tiene en sus manos y en su boca la posibilidad de exigir que el mote de Gigante de la CONCACAF les pertenece y que Landon Donovan está completamente equivocado.

El ‘Capitán América’ deseó la mayor de las suertes a su equipo en la Copa aceptando que debían calificar a cuartos de final en el campeonato, aunque si no lo hacían no se podía considerar una sorpresa.

Estados Unidos tienen ante sí recuperar su nombre en el continente y en la región. Al menos por lo pronto, pase lo que pase antes de jugar con Argentina, ya son otra vez los Gigantes de Concacaf.

*
Fuente:Univision

Comentarios

comments

Compartir