Fangoterapia: las bondades del barro en la piel

0
205

Una técnica tan sencilla como aplicar barro en el cuerpo puede proveer múltiples beneficios, tanto para la piel como para el organismo en general.

Técnica milenaria
El tratamiento con fango, barro o lodo tiene sus orígenes en el Antiguo Egipto y ha conquistado adeptos a lo largo de la Historia. Se utilizaba como sedante natural, ya que aplicado en el vientre ayudaba a desinflamar las vísceras y calmar las dolencias del sistema digestivo.

Además, fue uno de los primeros tratamientos de belleza de las mujeres egipcias, que aprovechaban el efecto revitalizador que provoca en la piel.

Minerales
Por la gran variedad de minerales que lo componen, el barro puede ser un bálsamo para nuestra piel. El magnesio, por ejemplo, es el encargado de aportar vigor a la piel, mejorando la elasticidad y la tonicidad. En tanto, el silicio, el cobre y el zinc favorecen la producción de colágeno y elastina.

Desintoxicante

El tratamiento con barro es un buen método para desintoxicar el cuerpo. Mientras el fango está húmedo absorbe las toxinas del cuerpo y tiene un poder descongestivo, que se extiende no sólo a la piel sino también a los órganos del sistema digestivo, mejorando el metabolismo.

Además, aplicar el lodo frío en el cuerpo activa la circulación, lo que favorece el drenaje linfático y combate la celulitis. Este efecto es mayor si la terapia es acompañada por masajes.

Para el rostro
Las mascarillas faciales de lodo propician el rejuvenecimiento de la piel, ya que promueven la circulación y la remoción de células muertas. El fango es un producto natural que equilibra el PH de la piel, por lo que los tratamientos son recomendados tanto para tratar el acné, los poros inflamados y el exceso de grasitud en el cutis como la resequedad.

En el spa
Actualmente, los centros de estética ofrecen diferentes tratamientos que involucran al fango como producto de belleza. El tipo de lodo que se utiliza para estos fines habitualmente está enriquecido con minerales y hierbas, y puede estar acompañado de una fragancia estimulante.

El tratamiento dura aproximadamente una hora y puede incluir masajes y música que ayudan a relajar el cuerpo para favorecer la eliminación de toxinas.

Fuente: Periodismo.com

Comentarios

comments

Compartir