NANOTUBOS DE CARBONO PARA REPARAR NEURONAS

0
45

Los nanotubos de carbono presentan propiedades mecánicas y eléctricas muy interesantes. Estas diminutas estructuras cilíndricas, compuestas por una red de átomos de ese elemento dispuestos en forma hexagonal, no solo son sumamente duras y flexibles, sino que conducen muy bien el calor y la electricidad. Ahora, un equipo de investigadores ha ideado un modo de aprovecharlos para construir un sistema híbrido que, a partir de elementos biológicos y sintéticos, podría permitir restablecer las conexiones entre las células nerviosas en tejidos dañados, por ejemplo tras una lesión en la médula espinal.

En un estudio publicado en la revista Nanomedicine: Nanotechnology, Biology and Medicine, un grupo multidisciplinar de científicos de diversas instituciones –entre ellas del Centro de Investigación Cooperativa en Biomateriales, CIC biomaGUNE, y la Fundación Vasca para la Ciencia– ha observado que este tipo de nanomateriales puede regular la formación de sinapsis, la región en la que se transmite la información entre las neuronas, y modular ciertos mecanismos biológicos, como el crecimiento de estas últimas. En un comunicado, estos expertos destacan que la integración entre las células y las estructuras sintéticas permite vislumbrar el enorme potencial que tienen los nanotubos de carbono para facilitar, por ejemplo, la regeneración neuronal.

En esencia, se trataría de construir un puente artificial entre grupos de neuronas en los que las conexiones se han visto interrumpidas. Los nanomateriales vendrían a funcionar como una prótesis neuronal: por una parte, servirían como andamiaje para las células; por otra, como un interfaz que favorecería las comunicaciones. Según recoge la nota, las primeras pruebas in vivo ya se están llevando a cabo y los resultados parecen prometedores.
Los investigadores advierten, no obstante, que aún quedan muchos aspectos que abordar, como el impacto de estas estructuras en la fisiología neuronal o si se mantienen estables con el tiempo. De momento, han comprobado que no interfieren con los lípidos que integran la membrana celular, unos compuestos que juegan un papel muy importante en la transmisión de las señales nerviosas. También, que facilitan el desarrollo neuronal y la formación de nuevas sinapsis, y destacan la adaptabilidad y compatibilidad mecánica de estos nanotubos con los tejidos.

Comentarios

comments

Compartir